HOGAR, DULCE HOGAR... EL SUEÑO DE VALERIA SE HIZO REALIDAD.



Hola a tod@s!!

Ayer tuve que cerrar el blog al público, lo avisé por facebok, pero me mandasteis un montón de mails preguntando si había pasado algo, por lo que quería aclararlo también por aquí. No pasó nada malo, pero tuve que hacer unos cambios en el diseño del blog porque se habían perdido docenas de post al colocar la numeración de páginas, pero ya está arreglado, al fin!!

Es por este motivo que el post que tenía previsto para hoy, lo tengo que aplazar para el lunes ya que este era el que iba a publicar ayer.

Os voy a contar la historia de la casa de Valeria, que más que una casa, es un sueño que se hizo realidad, con sacrificio y algún que otro obstáculo que a veces nos da la vida, ¡¡pero me parece una historia tan bonita y tan positiva!!

Valeria y su marido se casaron muy jóvenes, con 19 años y siempre anhelaban tener su lugar en el mundo "siempre quisimos vivir en una pequeña chacra para criar a nuestros hijos", pero a veces la convivencia no es tan idílica como nos gustaría y antes de los dos años de matrimonio, se divorciaron.

A los cuatro años volvieron a retomar su relación, tras haber estado todo ese tiempo sin tener contacto "Fue volver a empezar. Volver a conocernos, a perdonarnos, a nosotros y a nuestro entorno. No fue fácil, pero volvimos a empezar".

Tras darle una nueva oportunidad a ese amor que habían dejado en estado "off" volvieron a su antigua casa, pero ese no era su hogar soñado, tenía demasiadas malas vibraciones, demasiados recuerdos malos vividos en ella, por lo que siguieron en busca de ese lugar ideal que tanto deseaban "Vimos muchos lugares, pero un día nos ofrecieron una pequeña chacra de 7 has a pocos kilómetros de nuestra ciudad y de nuestro trabajo", al fin, encontraron en esa vieja "tapera", que es como denominan en su país, a las casas de campo abandonadas y totalmente arruinadas, la posibilidad de tener ahí su hogar "a mi marido le encantó el lugar y cerramos el negocio esa misma semana, pero siempre con la idea de tirar abajo la vieja construcción". 

Valeria por su parte sólo soñaba con mudarse lo antes posible pero sabía que construir una nueva vivienda les llevaría mucho más tiempo, que restaurar la vieja casa ´Mas allá de que en un futuro hicieramos la construcción nueva en otro lugar de la chacra, a mí había algo que me daba fuerzas para comenzar a trabajar en ella".

Tras hablar mucho con su marido, Valeria logró convencerlo para no tirar la casa abajo, "con el pretexto de que íbamos a arreglarla como para venir algún fin de semana a comer un asado" y de ese modo, entraron por primera vez en la casa, para ver el estado en el que se encontraba, ya que no se habían atrevido a hacerlo antes y lo que se encontraron, fue una casa "totalmente destruida, llena de cosas viejas y en mal estado, cualquier tipo de insecto habitaba el lugar"

Valeria me cuenta que su casa data del año 1944 y al parecer "no contaba con electricidad, por lo que cuando comenzamos la construcción, carretábamos agua en un tanque y pedimos electricidad a un vecino que está a mas de 300 metros de distancia".

Cuando ya se adentraron en la casa, Valeria y su marido se percataron que la casa se dividía en tres dormitorios, un estar, una cocina, un baño y una despensa y fue entonces cuando empezaron "la locura de querer vivir ahíAcordamos que la restauraríamos hasta juntarnos con el dinero para comenzar la nueva casa y, ésta quedaría en buenas condiciones para que la habite un casero.". Acordaron mantener todo lo posible los materiales originales de la vivienda, ya que querían mantener la estructura e historia original de la casa.

Os dejo las fotos que me envió Valeria del antes y el después de su casa, así que por favor, si no tenéis las gafas puestas, ya estáis tardando... no quiero que os perdáis ni un sólo detalle de esta maravillosa casa, que se nota con el amor, esmero, esfuerzo y sobre todo ILUSIÓN con el que se ha restaurado y decorado, consiguiendo gracias a ella, formar ese hogar con el que siempre habían soñado y donde ese "volver a conocerse" fluyeran de forma positiva.

Me ha emocionado conocer la historia  y estoy segura que todo el esfuerzo que pusieron en la casa, lo vais a ver reflejado en el precioso resultado final,

La decoración del interior es de estilo shabby chic, puro romanticismo...  seguro que el mismo con el que sus dueños viven día a día y serán felices para siempre.

Este era el aspecto que presentaba la casa y sus exteriores cuando la compraron.


Se optó por adaptarse al exterior, por lo que sólo podaron los árboles que estaban secos  "En vez de adaptarse el lugar a nosotros, nos adaptamos a él".

Pintaron la fachada de color rojo inglés que queda muy potenciado con esas cortinas blancas colgadas en el porche que hicieron nuevo y que quedó fantástico.

 Los adornos de la fachada se conservaron y podéis ver como en el del centro se ve la fecha en la que se construyó la casa originalmente.


Esta es la salita de estar, decorada en tonos marrones y donde podemos ver una preciosa chaisse longe.

Así estaba el baño ANTES.
Y así quedó DESPUÉS.
Como veis se conservó la piedra original de las paredes, 
que le da un toque rústico precioso.

Esta era una de las habitaciones ANTES
Y así quedó, pintada en blanco y en un precioso verde agua con el que también se complementó la habitación, eligiendo textiles de ese color y detalles.

 "Mi mueble favorito es la cómoda que aparece en una de las fotos tapizada de verde agua, es una comoda de mi bisabuela que no le cabía una capa de pintura más y decidí a tapizarla" .

      Me encanta la mezcla que hace la silla Phanton con el resto de muebles y con ese cojín tan romántico.

El dormitorio principal se decoró en tonos lilas, blancos y morados, sigue la linea de decoración del otro, se recuperó una cama estilo Luis XV, de rejilla, que se pintó en color blanco, un espejo de pie y una cómoda muy ligera sobre la que vemos una tv de plasma colgada en la pared, una lámpara rományica y una silla moderna redonda tapizada en blanco y con el pie de acero.

"Las fotos hablan por sí solas. Cada vez que mostramos las fotos del antes, nos dicen "ustedes estaban locos", si y no. Para mi la casa nunca fue como esas fotos, yo en mi cabeza la veía linda desde un principio, y me hubiese dolido que mi marido la tirara abajo".

Además, Valeria me cuenta ilusionada como la casa cambió sus vidas "la casa nos recibió y cosas que hacia mucho tiempo que soñábamos comenzaron a hacerse realidad"

En un princio pensaron que estarían tan sólo un año y ya llevan allí tres  "y estamos con miedo de desprendernos" aunque también están muy ilusionados con la nueva casa "y nos quedamos con la tranquilidad de que esta casa, que nos recibió tan bien y nos dio tanto, va a estar cerca para visitarla cuando querramos"

Y colorín colorado este cuento... todavía no ha terminado.

Les deseo desde aquí a VALERIA y a SU MARIDO que sigan siendo muy felices en su nidito de amor. Muchas gracias por compartir tu historia y mandarme tus preciosas fotos.

Si  también quieres aparecer en mi blog, mándame las fotos de tu casa a amorporladecoracion@gmail.com y podrás verla en la sección HOGAR, DULCE HOGAR...

¡¡Hasta el lunes, que lo paséis de 
rechupete este fin de semana!!

My Instagram

Copyright © AMOR POR LA DECORACIÓN. Hecho con por Lorena Pose